martes, 8 de septiembre de 2015

Viajar por el mundo en bicicleta. Prepararse para una gran aventura.

Viajar-por-el-mundo-en-bicicleta
De entre la inmensidad de formas que tenemos para viajar existe una que te permitirá recorrer largas distancias de una forma muy económica y con la posibilidad de interactuar directamente con el entorno sin perderte ni un detalle. En este artículo te preparamos para esa gran aventura que es viajar por el mundo en bicicleta, a través de consejos prácticos y accesorios que debes llevar encima para solucionar cualquier problema que puedas tener en el camino.

Para realizar un viaje de largo recorrido debemos tener en cuenta una serie de factores que serán vitales para que tu aventura sea satisfactoria y no se convierta en una tortura. Además de disponer de la bici adecuada y los accesorios para el día a día tenemos que disponer de una condición física aceptable. Esto requerirá el esfuerzo previo de prepararte mínimamente, haciendo kilómetros en diferentes tipos de vías, asfaltadas, caminos, con pendiente, etc. De esta manera podrás garantizar en cierta manera que realizarás varios días de ruta seguidos sin complicaciones físicas importantes. No es necesario que seas un "ironman", el objetivo es hacer kilómetros sin intentar batir ningún record mundial. Si consigues tonificar la musculatura y la capacidad aeróbica va mejorando puedes estar seguro de que vas por buen camino.

Bici-adecuada-accesorios

Damos por supuesto que tu entrenamiento lo has realizado sobre la bicicleta que usarás para realizar ese gran viaje, pero si no es así es el momento de elegir la bici que mejor se adapte a tu constitución y a las necesidades del viaje.

ELEGIR LA BICICLETA PARA UN GRAN VIAJE


Sobre esta cuestión escucharás muchas opciones que no harán más que complicar tu elección. Nuestra opinión es que no debes irte a los extremos. Las bicis más ágiles y veloces son las de carretera. Su pedaleo es muy suave pero no te servirán en el momento que tengas que realizar algún tramo por caminos de tierra. Las bicis urbanas de paseo son bastante cómodas para circular por asfalto pero de nuevo no te servirán en terrenos algo complicados y la postura demasiado erguida te puede pasar factura cuando lleves un par de días pedaleando.

Se ha extendido mucho en los últimos tiempos el termino "cicloturismo" para definir rutas urbanas e interurbanas con el propósito de realizar visitas turísticas de medio y largo recorrido. Lo más importante a la hora de elegir la bicicleta es que tú te encuentres cómodo encima de ella. En esto influyen diferentes aspectos como el sillín o el manillar, distancia entre ejes, etc. Afortunadamente existen muchos modelos en que todo esto se puedo regular fácilmente.

bicicleta-cómoda-viaje
Imagen: Marta Lasek

Puede que estés pensando en una bicicleta eléctrica para evitar el esfuerzo en momentos concretos de tu viaje. Nosotros lo descartamos por varias razones. Suelen ser bicis más pesadas y además debes disponer de lugares donde recargarla y esto no siempre será posible. Si hiciste un buen entrenamiento seguro que no lo necesitarás.

Teniendo en cuenta que la bici debe soportar tu peso y el de todo el material que lleves encima es preferible que su estructura sea solida. En este sentido nos referimos a que es preferible un cuadro y soportes de hierro en lugar de aluminio. Aunque la bici será un poco más pesada será mucho más firme y además, tendrás la posibilidad de arreglarla si por alguna razón partes alguno de sus tubos o componentes. Una bici de hierro se puede volver a soldar, sin embargo con el aluminio no tendrás esa posibilidad.


CÓMO HACER TU BICI MÁS CÓMODA


Debes buscar una buena postura que te permita realizar muchos kilómetros con el menor esfuerzo posible. En primer lugar, debemos saber que la altura del sillín es muy importante. Cuanto más bajo se encuentre este habrá una mayor flexión de la pierna. Esto significa que el esfuerzo será mayor y tus piernas podrán verse sobrecargadas en cualquier momento. También es posible que notes una cierta sobrecarga en la espalda y esto tiene mucho que ver con la postura de pedaleo, determinada en gran medida por la altura del sillín pero también del manillar.

La espalda puede verse afectada tanto si llevas el manillar muy alto como muy bajo. Lo ideal es que el manillar tienda a esta en una posición que te permita llevar la parte superior del cuerpo algo inclinada hacia adelante. Esto te permite una mayor tracción a la hora de pedalear. Pero ojo, puede que en algún momento notes como se te duermen las manos. Esto puede ser debido a varios factores. Referente al manillar, puede ser que lo lleves demasiado bajo y cargues demasiado peso en las manos. En este caso debes subir un poco el manillar. También tienes la posibilidad de adquirir guantes o puños que se adapten a tu mano ya que los hay de diversos materiales (goma, gel, etc.) y diversas formas para mejorar la ergonomía y hacer los trayectos mucho más cómodos.

Viaje-bicicleta

El adormecimiento de manos, así como el de los pies también puede deberse a un sillín demasiado rígido, que no se adapte a tus gluteos o no esté correctamente adaptado. Afortunadamente esto también tiene solución porque podrás cambiarlo, utilizar fundas adaptables, etc. No olvides que es igualmente importante disponer de unas zapatillas adecuadas para pedalear. La suelta de esta no puede ser demasiado blanda ya que la excesiva torsión de la planta del pie puede ocasionar lesiones en los extensores de los dedos, molestias en la planta del pie, etc. Puede que no lo notes cuando pedalees pero sí cuando te bajes y comiences a caminar. Tampoco es oblitagorio que lleves zapatillas con calas pero sí que la suela sea lo suficientemente rígida como para permitirte pedalear varios días seguidos sin molestias.

ADAPTANDO LA BICI PARA UN GRAN VIAJE


En el mercado hay una amplia gama de accesorios para transportar en tu bicicleta todo lo que necesitas. Existen kits para llevar el material en ambas ruedas, en la barra central, bajo el manillar, etc. Lo más importante en este tipo de aventuras es que el peso este compensado. No solo para aportar estabilidad al pedaleo sino también para que tu cuerpo no sufra molestias por llevar mal repartido el peso. 

MATERIAL NECESARIO PARA RECORRER EL MUNDO EN BICICLETA


Intuimos que, si estás leyendo este artículo, es porque quieres emprender una gran aventura de varios días, ya sea en tu país o en el extranjero. Nosotros nos ponemos en la situación más extrema, aquella en la que quieres ser totalmente independiente y llevar todo lo posible para cualquier circunstancia que se pueda dar en un viaje de estas características. Por eso, te dejamos una lista de accesorios que no debes olvidar si quieres ser totalmente independiente en tu aventura.

ALFORJAS: La mejor manera de llevar todo el material que necesitas en una bici son las alforjas adaptadas a los diversos soportes disponibles en el mercado. Su forma está diseñada para que el peso vaya bien repartido, pudiendo llevar de esta forma hasta cuatro bolsas de volumen medio sin ningún tipo de problema.

Bicicleta-alforjas-traseras

TIENDA DE CAMPAÑA LIGERA: Puede que hayas decidido hacer paradas en diferentes localidades y tengas localizados algunos alojamientos para poder pasar la noche. Pero si eres aventurero y el país donde te encuentres te lo permite no estaría demás llevar encima una tienda ligera, de fácil montaje, con el volumen imprescindible para poder descansar y guardar tu equipaje

ILUMINACIÓN: Muchas bicis incorporan reflectantes traseros y delanteros pero nuestra recomendación es que lleves algo más visible y a mayor distancia. Algo que no te costará demasiado es un juego de luces led que, independientemente del pedaleo, podrás tener encendidas en el caso de estar parado en un lugar por donde circulan vehículos. Las luces led consumen muy poca energía por lo que no necesitarás demasiadas pilas o baterías. Del mismo modo necesitarás luces si estás acampado durante la noche. Sigue siendo buena opción adquirir una pequeña lámpara led para ahorrar en energía.

TRATAMIENTO DE AGUA: Hacer kilómetros en bicicleta supone un desgaste considerable y aunque día a día te cueste menos, por estar más acostumbrado a hacer kilómetros, debes tener en cuenta que debes estar hidratado. No siempre tendrás la posibilidad de pasar por un pueblo para llenar tus botellas con agua potable. Para esas ocasiones en que te quedas sin agua en mitad de ninguna parte y tu única opción sea coger agua de un río en el camino te recomendamos el uso de pastillas potabilizadoras y botellas con filtro para eliminar todo tipo de bacterias, protozoos, etc. que puedan hacer que enfermes con facilidad en cualquier momento.

ALIMENTACIÓN: Si tu objetivo es ahorrar al máximo en tu viaje y acampar para estar el máximo tiempo posible en contacto con la naturaleza necesitarás accesorios para poder alimentarte de una manera eficaz. Afortunadamente existen en el mercado una gran variedad de kits con todo tipo de recipientes para contener los alimentos y bebidas. Nuestro consejo en cualquier caso es que lleves material de plástico o mejor aún de aluminio. Ambos materiales son muy ligeros pero los segundos te aportarán además firmeza y son más difíciles de romper. Además estos últimos podrás utilizarlos para cocinar al fuego. Por supuesto, también necesitarás algún tipo de hornillo. En este caso también encontramos de todos los tipos, formas y tamaños para que puedas encontrar el que mejor se adapte a las necesidades de tu viaje.

KIT MÉDICO: Nunca estamos libres de sufrir cualquier percance en cualquier viaje. Desde un dolor de cabeza, una diarrea, etc. y el caso de un viaje en bicicleta tenemos una serie de riesgos añadidos como caídas o dolores musculares de cualquier tipo. Es importante que dispongan de algún tipo de analgésicos, vendas o tiritas para curar heridas, desinfectante, etc., al menos para resolver una situación de urgencia hasta que llegues a un hospital, en el caso de que se haya producido un incidente grave.

Ríos-higiene-reponer-agua

HIGIENE PERSONAL: Puede resulta obvio, en algún momento del viaje tendremos que disponer de un alojamiento, camping, duchas públicas, etc. para asearnos debidamente. Pero puede que no hayas caído que en una bici no se puede transportar todo lo que nos gustaría y la ropa que llevemos encima puede ser algo limitada. Por esta razón sería conveniente llevar algún tipo de jabón que nos permite lavar la ropa en determinados momentos del viaje. Si estás en un pueblo podrás acceder a alguna lavandería pero si te pilla en el camino y tienes a mano un río también podrás lavar la ropa del día. Es importante, en este último caso, que utilices un jabón natural para no contaminar las aguas y los habitantes que viven en ellas.

SEGURIDAD: Aunque no en todos los lugares por donde pases sea obligatorio, nosotros recomendamos en todo momento el uso de casco, ya sea en vías urbanas como interurbanas, caminos, etc. Nunca estamos exentos de una mala caída y basta que el destino así lo quiera para que nos encontremos con una piedra o un saliente en el momento preciso del accidente.

TARJETA SANITARIA INTERNACIONAL: No olvides, si sales al extranjero, que es importante poder acceder al sistema sanitario del país por donde viajes con todas las garantías. En Europa podrás utilizar la Tarjeta Sanitaria Internacional sin ningún problema y sin ningún coste, al menos en la gran mayoría de ellos. Si por el contrario, viajar a un destino asiático, africano o del continente americano, mejor será que te hagas con un seguro de viaje para cubrir cualquier percance que pueda surgir.

Redes-sociales

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Trabaja con nosotros