viernes, 21 de septiembre de 2012

Casar de Cáceres: "En la llanura extremeña"

Casar de Cáceres











Tengo la gran suerte en estos tiempos, a pesar de como están las cosas, de poder juntar dos de mis aficiones. Una de ellas ya la conocéis, se trata de viajar y la segunda es poder hacerlo encima de la que todavía hoy es mi moto. Pues así es como fui durante una semana haciendo rutas por numerosas localidades de Extremadura como el Casar de Cáceres, un pequeño pueblo situado en la llanura extremeña con encanto propio y del que os voy a contar algunas cosas para que lo conozcáis mejor.


A tan solo 10 kilómetros al norte de la localidad de Cáceres llegamos hasta el Casar de Cáceres. Podemos hacerlo por numerosas vías. La más común es la N-521 aunque también podréis llegar por la Ctra. Ruta de la Plata. Como imaginaréis es lugar de paso para todos aquellos que realizan la peregrinación desde pueblos extremeños  hacia Santiago por la conocida "Vía de la Plata".


Casar de Cáceres

Como siempre, tengo esa costumbre, antes de aparcar en un lugar céntrico para comenzar a callejear doy una vuelta por los alrededores y llego hasta la Ronda de la Charca. Se conoce así a esta vía por encontrarse en las proximidades de la "Charca del Casar".

Con una extensión aproximada de 700 metros de largo por 300 de ancho resulta agradable pasear por esta laguna donde encontramos algunos bancos ideales para sentarte a contemplar esta espacio natural de gran importancia y que en seguida os cuento por qué.


Casar de Cáceres

En este lugar nos encontramos con un cartel que nos muestra parte de la ruta de la Vía de la Plata. Al mismo tiempo descubrimos que nos encontramos en la Comarca Tajo-Salor en la que se encuentran importantes espacios naturales como el Parque Nacional de Monfragüe o el Tajo internacional entre otros por su enorme biodiversidad de fauna y flora  que alberga en su interior.


Casar de Cáceres
No es de extrañar sabiendo esto que la Charca del Casar sea lugar de paso frecuente de numerosas aves como grullas, cigüeñas, garzas, águilas y avutardas entre otras. Por ello es un lugar ideal si queremos observar a estas aves en libertad. Para todos los amantes de la naturaleza seguro que estos espacios protegidos son un atractivo para visitar esta fantástica región.


Casar de Cáceres

Las fechas en las que vayas y también, en gran parte, la suerte determinarán que tu experiencia en la Charca del Casar sea mas o menos positiva a la hora de contemplar estas aves. En mi caso pude divisar algunas cigüeñas, alguna rapaz sobrevolando el cielo y familias de ánades que nadaban plácidamente por el lugar.


Casar de Cáceres


Casar de Cáceres

Poco a poco me voy adentrando en la localidad. Esta vez lo hago por el Paseo de Extremadura donde me encuentro la Cruz de los Caídos, monumento que veré en repetidas ocasiones en estas tierras y que me hacen reflexionar sobre lo absurdos que llegamos a ser los seres humanos en nuestro afán por conquistar territorios dejando la vida en el empeño.


Casar de Cáceres


Casar de Cáceres

Tras pasar la Cruz de los Caídos me adentro, de camino al centro, por la Calle de la Larga Alta donde me encuentro edificaciones de estilo tradicional como la Casa del Posito, una construcción del siglo XVI en la que merece la pena pararse para contemplar su fachada.


Casar de Cáceres


Casar de Cáceres


Llego por fin a la Plaza de España, lugar donde decido dejar la moto para comenzar a caminar por los alrededores. Si alguien dudaba de que esta zona alberga una fauna increíble no tenéis mas que mirar lo que me encontré en el suelo nada mas aparcar. Sorprendido por tal descubrimiento y estando a las puertas del Ayuntamiento busqué a gente que se pudiera encargar de esta preciosa lechuza pues estaba claro que se había extraviado.


Casar de Cáceres

Nos encontramos en el centro de la localidad, en un pequeño espacio abierto de casonas blancas decoradas con grandes ventanales de madera y forja. Las reducidas dimensiones de la Plaza de España hacen que resulte ser un lugar muy acogedor.

Todavía hoy es inevitable en estos pequeños pueblos, al bajar de la moto con el traje puesto, que la gente del lugar se acerque a preguntarte si te has perdido o si buscas algún lugar en concreto. Lo último que se imaginan es que alguien con aspecto de "extraterrestre" esté interesado en conocer su pueblo y se extrañan cuando les dices ..."no tranquilo, estoy visitando el lugar ¿me puede usted decir los lugares que no me debo perder?"


Casar de Cáceres


Casar de Cáceres

En referencia a lo acogedor de esta pequeña plaza hay que mencionar que aquí se encuentra el Albergue de Peregrinos del Casar, un lugar para pernoctar que las entidades locales ofrecen al visitante de forma gratuita para todos aquellos que se encuentren realizando el camino con la única premisa de dejar el lugar en las mismas condiciones como lo encontraste. Creo que es lo menos que se puede hacer ¿verdad?.


Casar de Cáceres


Casar de Cáceres

Me desvió en dirección al oeste desde la Plaza de España para llegar hasta la Iglesia de Ntra. Sra. de la Asunción por una vía llamada Avenida de la Constitución. La primera impresión al encontrarme con esta construcción religiosa es la desproporción entre la pequeña localidad y su iglesia. Realmente impacta en un primer instante y me vuelvo a sorprender con los elementos arquitectónicos de estos pequeños pueblos extremeños.
   

Casar de Cáceres

Decido rodearla pues siempre me ha llamado mas la atención de este tipo de construcciones, dejando las cuestiones religiosas a parte, la arquitectura exterior de las mismas que los objetos que se encuentran en su interior. En este caso con mucha mas razón pues en las alturas nos encontramos con los nidos de cigüeñas, habituales en  Extremadura y un sin fin de gárgolas que parece que no te quitan el ojo de encima. 

En un instante me invade la fantasía hasta el punto de creer que se van a mover en cualquier momento. Sin duda merece la pena que deis un paseo por sus alrededores aunque no ocurra nada de lo que os he comentado. No amigos... por desgracia para los soñadores eso no va a suceder!!


Casar de Cáceres

Después de callejear un largo rato por las tranquilas calles del Casar de Cáceres, con sus casas bajas que dejan ver en todo momento el azul del cielo, me encamino por la C/ de la Larga Alta hacia la C/ de la Larga Baja, (curiosos nombres por cierto) pues al final de la misma me encontraría con una pequeña ermita que en sus tiempos servía para acoger a los peregrinos en su peregrinación a tierra santa. No podía llamarse de otra manera que no fuera Ermita de Santiago


Casar de Cáceres

Se encuentra situada a las afueras por lo que podrás continuar tu camino por la Vía de la Plata en la denominada "Etapa 12" que transcurre entre esta localidad y Cañaveral pasando por el Embalse de Alcántara, donde encontrarás otros albergues donde poder alojarte.



Casar de Cáceres


Si!! ya se... no se me ha olvidado. Muchos conocemos la localidad del Casar de Cáceres por sus magníficos quesos como la Torta del Casar. He intentado que no la relacionarais hasta el final y que no le pusierais la etiqueta a la primera de cambio. 

Seguro que muchos ya lo habíais pensado al empezar a leer el artículo pero he intentado mostraros todo lo que me he ido encontrando por el camino y que también merece la pena ser conocido mas allá de la denominación de origen.

Todos esos pueblos de los que habéis oído hablar por alguna u otra razón ¡están ahí! esperando ser descubiertos pues, como en el caso del Casar de Cáceres, os puede sorprender tanto por sus construcciones como por sus espacios naturales. No dudéis en visitar los enlaces que os he dejado si queréis encontrar mas información sobre esta localidad enclavada en la bella llanura extremeña.


Un saludo viajeros!! 


7 comentarios :

  1. Que buen descubrimiento...Tienes razón poder viaja y explorar algo mas del lugar donde se vive es todo un privilegio en estos tiempos y en cualquiera diría yo...Con lo de "ánades" me has pillao...Al parecer no eres el único "extraterrestre" por este lado del planeta ya que yo ni siquiera sabía lo de los quesos...De todas las fotos me quedo con la de la lechucita perdida que al lado de la gran moto parece aun mas indefensa...Un reportaje divertido.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, la verdad estaba superperdida. Vamos que se dejó coger sin ningún problema. Pero bueno, al menos parecía sana y no tenía nada roto.

      Un saludo!!

      Eliminar
  2. Hola Miguel

    Son unas fotos geniales y la imagen de la lechuza en contraste con la moto es genial!!

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Arol por el comentario,

      No te engaño si te digo que aparqué sin darme cuenta de que estaba ahí. Fue al bajar cuando me di cuenta!!

      Saludos!!

      Eliminar
  3. Muy buenos días, nos gustaria ponernos en contacto contigo para una colaboración. No hemos podido acceder arriba a la parte personal es por ello que te dejamos aqui un mensaje.
    Por favor ponte en contacto con nosotros a través de email para contarte más detalles.
    maria.fernandez-porcel@unister-gmbh.de

    Saludos

    ResponderEliminar

Trabaja con nosotros