viernes, 5 de julio de 2013

Sanlúcar: "Una ruta de un día"



¿Dispuestos a disfrutar de las tierras del sur de España?. Hoy os presento una ruta de un día en Sanlúcar de Barrameda, conoceremos parte de su patrimonio histórico, su gastronomía típica y nos acercaremos hasta primera línea de playa para disfrutar de las extraordinarias puestas de sol sobre el Parque Nacional de Doñana. Los que ya habéis tenido la ocasión de acercaros hasta aquí sabéis muy bien de lo que hablo pero los que aún no habéis podido hacerlo os recomiendo que no os perdáis esta ciudad. 

Decidimos comenzar nuestra ruta desde la Avenida Calzada del Ejercito, también conocida por Calzada Duquesa Isabel. Como elección para dejar el coche es perfecta por su cercanía al centro y por sus 700 metros de longitud, en nuestro caso encontramos sitio con facilidad. La avenida te lleva por un lado hasta primera línea de la Playa de Bajo de Guía y por el otro hasta la Plaza de los Cisnes, lugar desde donde está tomada la foto que veis debajo de estas líneas. En ella vemos algo que encontraréis a menudo y son sus excelentes bodegas de finos y manzanillas, en esta ocasión observamos las Bodegas La Gitana.




Estamos en el mes de julio y la ciudad está bastante animada, pasamos por pleno centro con intención de encontrarnos con algunos edificios históricos que nos muestren parte de la historia y la cultura de Sanlúcar. Dejamos atrás una animada Plaza del Cabildo a la que más tarde volveremos y tomamos una de las calles de las proximidades llamada Calle Amargura. Por el camino nos vamos encontrando algunos lugares de interés como la Iglesia de los Desamparados situada en la pequeña Plaza de San Roque.

Fue al llegar a la Calle Bretones cuando nos dimos cuenta que llevábamos buen camino. ¿Por qué pensé esto? Porque la calle está en cuesta y esto es señal de que nos dirigimos a la parte alta. Como ya sabéis las ciudades antiguas se construían en alto y a partir de ahí se iba construyendo alrededor lo que quiere decir que cuanto más arriba te encuentras más antiguas serán las construcciones. No es una norma infalible pero suele ser así en muchos casos, imaginad lo que podéis encontrar en una ciudad como Sanlúcar que se conoce desde la época romana o más allá. 

Subimos por la calle y tras pasar el Mercado de Abastos me encuentro con una pared peculiar. Me encuentro frente a un muro con 10 arcos construido en piedra, adornado con numerosos detalles y terminada a modo de muralla en su parte superior.

Tras esta simple valoración investigo un poco y descubro que se trata de "Las Covachas", una construcción  gótica del siglo XV ordenada por Enrique de Guzmán y cuyo fin, se cree, que fue para albergar la antigua Lonja de Mercaderes. Los detalles que se observan encima de las columnas representan a figuras mitológicas relacionadas con el agua como las serpientes y basiliscos, muy presentes en las historias y leyendas de los navegantes y marineros.




Seguimos subiendo y llegamos hasta la Cuesta de Belén. Desde este punto es posible obtener una vista panorámica de Sanlúcar. Observarás un pueblo blanco con numerosas torres campanario y podrás observar algunos patios y corrales antiguos. Es una buena forma de descubrir lo que no se ve a pie de calle, los tejados de las ciudades suelen hablar y decir muchas cosas de una ciudad si sabes escuchar.




Subiendo por la cuesta descubrimos otros lugares de interés como el Auditorio de la Merced que en ese momento estaba cerrado pero un poco más arriba nos encontramos con el Palacio de Orleans. Descubrimos que actualmente es la sede del Ayuntamiento y aún nos sorprendió más poder acceder a él y visitar sus instalaciones por medio de una visita guiada gratuita.

Al igual que las 4 o 5 personas que decidimos entrar para ver los jardines de la parte delantera del palacio ninguno teníamos la intención de hacer ninguna visita, simplemente nos pareció interesante ya que había un pequeño jardín botánico con especies de otros países y decidios entrar. Tras unos minutos una señora salió y nos ofreció la visita al palacio. Así que ya sabéis, pasad sin miedo y preguntad si estáis interesados en conocerlo.

El Palacio de Orleans fue construído por los Duques de Orleans y Borbón, Antonio y María Luisa Fernanda como residencia de vacaciones en el siglo XIX (hacia el año 1860). Se construyó unificando varios edificios de los alrededores, a pesar de que gran parte de la construcción tiene claramente influencia mudejar se incorporaron numerosos estilos procedentes de Europa, África o Asia y que se encuentran en distintas dependencias que por desgracia no pudimos visitar. 




Para que este artículo no se hiciera excesivamente largo os he preparado una galería fotográfica a parte mostrando algunos detalles de nuestra visita: Álbum fotográfico Palacio de Orleans.

Para que os hagáis una idea, desde la Plaza de los Cisnes hasta la parte alta de la Cuesta de Belén habremos recorrido unos 700-800 metros. Justo en frente del Palacio de Orleans se encuentra el Palacio de Medina Sidonia, hoy convertido en hotel y fundación, declarado Conjunto y Monumento Histórico Artístico. ¿Os acordáis de Las Covachas? pues forma parte, como uno de los muros, de esta construcción.

En las inmediaciones nos encontramos con la Iglesia Mayor o de Ntra. Sra. de la O, un templo mudejar del siglo XIV que también cuenta con títulos para dar y regalar como Conjunto Histórico Artístico, Bien de Interés Cultural y Monumento Histórico Artístico Nacional. Además de su antigüedad nos encontramos ante un templo remodelado en varias ocasiones, al menos hasta el siglo XVIII y que ha incorporado con el tiempo elementos de diversos estilos como plateresco o flamenco. 




Seguimos recorriendo la Calle Caballeros y nos encontramos con algo totalmente diferente. Tras pasar la iglesia observamos grandes y antiguas construcciones pertenecientes tiempo atrás a miembros de la realeza y que ahora tienen un fin muy distinto. La calle ahora recibe el nombre de Luis de Eguilaz y a ambos lados, no importa a donde mires, vemos en las portadas el apellido Barbadillo. No cabe duda que nos encontramos ante una de las productoras de vino más importantes de Sanlúcar. 4 o 5 de estas grandes construcciones pertenecían a esta bodega. Entendimos en ese momento la importancia que tiene el nombre Barbadillo en la ciudad.

Seguimos caminando hasta divisar un espacio abierto, en él nos encontramos con una fortaleza, se trata del Castillo de Santiago. Esta construcción de mediados del siglo XV fue construido por Enrique de Guzmán,  segundo Duque de Medina Sidonia y en contra de lo que podría pensarse no fue construíio como defensa de ataques árabes sino como protección ante conflictos internos con el primer Marqués de Cádiz. De esto se deduce que el poder de la monarquía en aquellos tiempos era tan ansiado como para tener la necesidad de levantar grandes fortalezas. No es el primer caso en la historia de España en que las alianzas de otros tiempos se rompían por intereses personales.




Justo al lado del castillo nos encontramos con un pequeño edificio que alberga una tienda museo. Como no podía ser de otra manera se trataba del centro de visitas y tienda de productos Barbadillo. En el interior descubrimos además una pequeña zona de cata de vinos además de numerosos paneles informativos y títulos, diplomas y premios conseguidos por esta bodega. Por supuesto, si lo deseas, podrás llevarte algunas botellas de recuerdo para seducir en tu mesa a amigos y familiares.




Se acercaba el mediodía y decidimos empezar a bajar de nuevo hacia el centro. Lo hacemos por el Carril de San Diego, pegado al castillo y llegamos hasta el Paseo de Santo Domingo. Esta calle es una de las principales de Sanlúcar y en lugar de girar a la izquierda para llegar hasta la Plaza del Cavildo decidimos tomar la dirección opuesta pues en las inmediaciones se encuentra la Iglesia de Santo Domingo y también nuestra primera parada para disfrutar de la gastronomía de la ciudad. 

Para ello elegimos las Bodegas Argüeso, justo a la espalda de Santo Domingo y antes de llegar a la Iglesia de San Francisco. Hace un año abrieron una pequeña taberna que os recomiendo 100 %.  ¿Qué tiene de interesante esta tapería?. Podría deciros que todo, desde su decoración clásica pasando por la calidad de sus productos y su elaboración además de sus excelentes vinos.









Probamos varios platos que no debéis dejar pasar. Al menos dos de los que probamos son imprescindibles en esta tapería. En primer lugar un clásico en estas tierras como es el "bacalao marinado con salmorejo". Simplemente espectacular.




El segundo y como plato innovador un "tartar de atún" especialmente marinado, una variante del shasimi japonés que simplemente os dejará con la boca abierta. Por supuesto encontrarás otras delicias preparadas con el cuidado que veis en estas fotografías.




Ahora si, era el turno de tomar de nuevo el Paseo de Santo Domingo y llegar hasta la Plaza del Cabildo, posiblemente el lugar más animado de la ciudad a la hora de comer o de cenar. La oferta gastronómica de la plaza es muy variada, restaurantes, cafeterías, heladerías, etc. y sobre todo el mejor lugar para probar pescado fresco del día.




No podía ser de otra manera, aunque los habitantes de Sanlúcar no paran de decir que se les conoce por las "tortillitas de camarones" pero que hay otros platos excelentes para probar os tengo que decir que, a la vez de confirmar lo que dicen los sanluqueños, es el mejor lugar del mundo para probar esta deliciosa receta. Siento haber vuelto a caer en el tópico pero esto es una realidad.




Nos tomamos unas horas de descanso, algunos podéis emplearlas para bañaros y tomar el sol o callejear por las tiendas si lo deseáis. Dejamos que llegue el atardecer para acercarnos hasta la Playa de Bajo de Guía y contemplar una de los mejores paisajes que podéis encontrar en los alrededores. Observamos como el sol se esconde tras el Parque Nacional de Doñana, mientras las pequeñas embarcaciones descansan y aparecen los pescadores en la orilla. Una imagen fantástica que no te puedes perder.




Para terminar el día aprovechamos las terrazas que hay en el paseo para sentarnos a terminar de ver como se esconde el sol y disfrutar de otras delicias de la gastronomía del sur. ¿Queréis que os diga lo que pedimos?. Pues esta vez decidimos pedir algo más ligero y nos inclinamos pr otras especialidades de la zona como el  salpicón de marisco, y almejas a la plancha con ajo y perejil. 




Os he preparado otra galería con imágenes, son muchas las fotos que tomé y no podían estar todas en este artículo, se hubiera hecho interminable: "Sanlucar, un paseo y 23 fotografías". En este álbum encontraréis fotos de esos lugares que mencioné pero no habéis podido ver aquí.

Ya habéis podido comprobar todo lo que podéis hacer en una ruta de un día en Sanlúcar de Barrameda. Un día intenso donde hemos podido disfrutar de la historia y la cultura, de una excelente gastronomía y de magníficos paisajes al atardecer. Indudablemente queda mucho más por ver pero al menos, con esta ruta, nos quedó muy buen sabor de boca, suficiente como para volver a seguir explorando sus monumentos, sus calles, su cocina y los espacios naturales de esta zona del sur de España. Y tu ¿te lo vas a perder? Un saludo viajeros!!


4 comentarios :

  1. La verdad es que has conseguido un artículo muy completo, abarcando toda la información necesaria para el viajero. Excelente...
    Saludos de un español desde Santa Cruz de la Sierra, Bolivia

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Javi,

      Gracias por el comentario y suerte por aquellas tierras.

      Un saludo!!

      Eliminar
  2. Hola. Que bien me viene esta ruta, ya que en agosto vamos a ir una semana.
    Muchas gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Lilamora,

      Para nosotros es importante que os sea de ayuda y nos alegramos de verdad. Esperamos que disfrutéis de vuestras vacaciones y os lo paséis en grande en este destino. Un placer hablar contigo.

      ¡Saludos y buen viaje!

      Eliminar

Trabaja con nosotros