lunes, 17 de septiembre de 2012

Koh Kood: 2ª Parte

Koh Kood

Como ya os comenté en la 1ª parte sobre Koh Kood, durante la temporada baja asiática, solamente hay un ferry al día que se comunica con el continente. Esta razón no quita para que la isla esté aprovisionada de todo lo necesario para cubrir las necesidades, al menos básicas, para los lugareños y visitantes que se acercan hasta aquí.
Si en tus vacaciones no quieres perder la oportunidad, mientras que disfrutas del sol y del mar, de disfrutar de la comida no tendrás ningún problema ya sea occidental o tradicional. Los que habéis visitado Tailandia sabréis que el buen hacer de su gastronomía no radica en encontrarte en un buen restaurante o en puesto callejero. En cualquier lugar puedes degustar verdaderas delicias culinarias, incluyendo lugares como Koh Kood que parecen menos innacesibles durante ciertas épocas del año.

Koh Kood


Koh Kood

Koh Kood

Koh Kood

Como podéis comprobar no faltan sus especialidades de arroz, pasta o sus estupendas sopas, platos elaborados a base de verduras, pollo, cerdo o pescado y como no también puedes disfrutar de sus excelentes salsas... picantes!!

Koh Kood

En el anterior artículo os enseñé lugares del sur y del interior de la isla. Hoy nos iremos hacia el norte y de nuevo al interior para mostraros otros lugares interesantes con paisajes realmente increíbles. 

A pesar de ser una isla de tan solo 25 kilómetros de largo y 12 de ancho las carreteras son estrechas y tienen muchas curvas por lo que deberéis tener cuidado en vuestras rutas con ciclomotor. Además, en la mayoría de los casos, los desvíos para llegar a la costa son de tierra y a veces un tanto inaccesibles si acaba de llover.

Desde nuestro alojamiento en Ao Khlong Chao salimos en dirección a Ao Taphao, otra zona costera extraordinaria donde encontramos alojamientos como el Shantaa Koh Kood y pasamos por pequeños templos como el de la foto que os enseño abajo.


Koh Kood

Seguimos mas al norte, hasta otra área llamada Baan khlong Mad. En este lugar nos encontramos otros alojamientos como el Koh Kood Beach Resort o el Suanya Resort. Descubrimos otra zona de playas paradisíacas pero un tanto masificada en cuanto a complejos turísticos se refiere. Aún así es un sitio muy tranquilo para disfrutar en los meses de junio-agosto.

Koh Kood

Koh Kood

Koh Kood

La última zona costera que visitamos se llama Khlong Yai Kee. Recibe este nombre porque en sus inmediaciones hay otro canal que nos conduce al interior hasta otra maravillosa zona de cascadas. Si os pareció espectacular la Cascada de Ao Khlong Chao la que vais a disfrutar hoy no se queda atrás.

Pero antes dimos un paseo por la zona. Muy amablemente, los propietarios del Captain Hook Resort, nos dejaron visitar sus instalaciones y comprobamos que el lugar es un sueño para disfrutar de unas vacaciones de relax. Cabañas situadas al borde del canal repletas de vegetación y zonas totalmente solitarias para disfrutar del mar y de sus blancas arenas.

Koh Kood

Koh Kood

Koh Kood

Esta vez no utilizaríamos el kayak para llegar hasta las cascadas de Khlong Yai Kee. Estas cascadas son algo mas accesibles por carretera y decidimos hacerlo de esta manera. Aún así pudimos, durante el camino, encontrarnos con el río antes de llegar a las sendas que nos conducirían hasta la cascada.

Koh Kood

Llegamos hasta el sendero y comenzamos a caminar. El paisaje es realmente espectacular. Te encuentras en medio de una exuberante vegetación propia de las selvas tropicales y de nuevo te sientes un poco explorador.

Koh Kood

Koh Kood

Koh Kood

Koh Kood

El camino hasta llegar a las cascadas en ocasiones no es nada fácil. Después de llegar hasta el lugar desde donde se puede ver la cascada principal decidimos seguir para acercarnos mas todavía. Aquí ya no hay caminos por lo que tendrás que intuir la ruta correcta ya que no se ve nada entre tanta vegetación.

Koh Kood

Koh Kood

Conseguimos llegar a la parte alta de la catarata y aquí os tengo que avisar para que tengáis cuidado pues tuve un pequeño percance que no se lo recomiendo a nadie. Por la parte donde nosotros nos encontrábamos no podíamos acceder a la pequeña laguna que se encuentra bajo la cascada pero por el otro extremo si era posible. Decidí cruzar el río pues, aunque el agua traía fuertes corrientes, era mas o menos posible. 

Koh Kood

Koh Kood

Como veis todo  fue bien y llegué al otro lado desde  donde pude  tomar algunas  fotos de la catarata.  El problema lo tuve al volver  pues después de una  media hora el nivel del agua había crecido. Me vi en una situación complicada pues ahora no se veían las rocas por donde pasar. Todo estaba muy escurridizo y la única opción era dar un gran salto  de una roca a otra para poder atravesar el río. No me quedaba mucho tiempo pues el agua seguía creciendo por lo que me decidí a dar el salto.

Koh Kood

La mala fortuna me hizo resbalar justo cuando daba el impulso y caí al agua a tan solo 10-15 metros de la catarata. Con  gran suerte mi pie choco con una roca del fondo que me frenó y en ese momento me pude agarrar con las manos a otra roca por la que pude subir. Caer por una catarata de unos 7 metros de altura tiene que ser una experiencia para no olvidar pero me alegro mucho de no haberlo experimentado pues la laguna estaba repleta de rocas y de haber sucedido había algunas posibilidades de que no estuviera aquí contando esta aventura.

Salvando este percance os recomiendo llegar hasta Yai Kee Waterfalls porque es realmente preciosa, inmersa en la selva, una experiencia imprescindible si visitáis Koh Kood con la que llegaréis al interior de la isla y tendréis la sensación de estar buscando tesoros naturales escondidos.

Me dejo para el final algo que normalmente solemos buscar los que llegamos a este tipo de islas perdidas donde sabemos que podemos encontrar el mas absoluto relax. No hay nada mejor que disfrutar después de un día de caminatas de las espectaculares y solitarias puestas de sol que, en numerosas ocasiones, nos brindó la maravillosa playa de Ao Khlong Chao.

Koh Kood

Posiblemente sea uno de los lugares que mas me ha inspirado para seguir buscando esos paraísos perdidos que se encuentran en nuestro planeta. No puedo dejar de pensar en la gran suerte que tenemos por poder disfrutar de estos paisajes y me pregunto ¿qué es lo que estamos haciendo con ellos? ¿Por qué nos empeñamos en complicar tanto las cosas cuando la vida es mucho mas sencilla y maravillosa disfrutando de estos pequeños momentos?

Koh Kood

Y  con  estas  imágenes  del  atardecer  en  la  preciosa  Koh Kood  os  dejo  para que  disfrutéis de  ellas esperando que estos relatos os hayan servido para despertaros la curiosidad por conocer esos lugares que no se encuentran entre los destinos turísticos por excelencia y que, sin lugar a dudas, os ofrecerán momentos que no olvidaréis en mucho tiempo. 

Koh Kood



Aquí os dejamos también nuestro vídeo montaje de Koh Kood para que disfrutéis todavía más de este idílico paraíso. ¿Os lo vais a perder? ¡Un saludo viajeros!
                                                   




4 comentarios :

  1. La verdad, es qué con el percance qué has contado luego ya no se puede disfrutar tanto de las fotografías. Todos nos alegramos de qué no te ocurriera nada!!! La naturaleza es nuestra amiga pero también puede ser traicionera...Todos debemos aprender de ella. Y ahora...voy a disfrutar de las imágenes. Gracias, viajero

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Disfrútalo ya que para eso me jugué el tipo jejeje. Mi error fue no contar con la crecida del agua. Estas cosas te enseñan a estar mas atento en el futuro.

      Un saludo!!

      Eliminar
  2. Se ven unos platos muy apetitosos...Por otra parte si hubiera estado en ese momento cerca de ti...creo que te hubiera regañado solo del susto...Por fortuna todo fue bien...como si no hubiéramos conocido esta maravillosa Isla...También destaco la buena secuencia que haces con las fotos de tu relato...Primero la calma, luego la experiencia fuerte de la cascada y finalmente la calma en los maravillosos atardeceres...Muy bien!!! Un relato que expresado no solo con palabras. Un saludo y gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tu apreciación,

      Intento que fluyan los recuerdos al mismo tiempo que las palabras. A veces lo consigo... no siempre jejeje.

      Un saludo!!

      Eliminar

Trabaja con nosotros